Al atardecer en Samhain.

Cubierta de “Al atardecer en Samhain”:

Título: Al atardecer en Samhain.

Autor: VVAA.

Género: Relatos.

Nº de páginas: 448.

Editorial: roomie ediciones.

Precio: digital 3,99€/ físico 16,65€.

Enlace a punto de venta: roomie.

RRSS: twitter, instagram, web

Sinopsis.

En Ciudad Gris, todo está oscuro. No hay colores, sonidos ni olores; de aquello solo queda el hambre, que acecha a los habitantes como si de un asesino fantasma se tratase.

Liliana, ajena al peligro, deambula por el cementerio en busca del culpable. Pero en su lugar encuentra a dos jóvenes que se escriben cartas y se regalan flores.

Lo que el grupo ignora es que, al son de las campanas, el cielo se tiñe con el humo de la guerra y la revolución comienza. ¿Querrán pararla… o reavivarla?

En esta antología encontrarás ocho historias únicas y, ante todo, escalofriantes. Descubre los secretos que entraña la noche de Samhain y cuídate de la oscuridad. ¡Escóndete!

Autoras.

Alejandro D. Martínez y Estefanía Carmona.

Amnesia Lofish.

Carolina Casado.

Esther López Vera.

Julia A. Gaspar.

María Acebes y Sandra Sanz.

Montse Martín.

Sheila Carnero.

Reseña.

La personas que seáis ya más asiduas a leernos cada semana ya os habréis percatado de que me encantan las antologías de relatos. Soy un firme defensor del género y de la dificultad que entraña escribir un buen relato. Y es complicado que en una antología todos los relatos gusten por igual.

“Al atardecer en Samhain” no es una excepción. De primeras aclarar que me ha parecido una muy buena antología, que la convocatoria y temática elegida por Roomie ediciones un acierto total y que la selección de relatos es muy interesante. Pero… no todos me han gustado por igual. Paso a desgranar.

“Con el son de las campanas” de Alejandro D. Martínez y Estefanía Carmona. “Al atardecer en Samhain” empieza bien. Muy bien en mi opinión. Un relato ameno, cercano y bastante claustrofóbico en los momentos que tiene que serlo. Con ciertos toques de cotidianeidad y humor que le dotan de frescura. Y sí, da miedo. O por lo menos un poquito de mal rollo. Y que conste que leo muchísimo terror, así que creo que es un logro (la de relatos y novelas de terror que me habré leído que me han dejado nadando en la indiferencia total). Mi enhorabuena a las autoras.

“Los huesos de los pájaros” de Amnesia Lofish. Este relato se me atragantó desde el principio. Lo siento, pero no me atrapo. La premisa me parecía interesante (aquelarres de brujas, escrito en primera persona lo que me encanta y le da mucha cercanía), pero también sentía que se complicaba en exceso, que se intentaba abarcar mucho en demasiadas pocas páginas. Muchos personajes de los que apenas se sabe nada, muchos hilos lanzados y no todos abarcados. Quizás lo que le falta a este relato es eso: páginas. No sé. Es solo mi opinión.

“Hambre” de Carolina Casado. El relato gore de la antología. Me encantó. Me recordó a Clive Barker. Creo que en una antología como esta no podía faltar la historia cruenta, desagradable, impactante. “Hambre” lo tiene todo y más. Como la prota va descendiendo más y más en esa espiral macabra y sangrienta, como la autora te hace tan partícipe de la caída. (Nota: por favor, autoras y autores, no tengáis miedo a la primera persona porque salen maravillas como esta). En serio, menuda historia. Bien narrada y desarrollada hasta alcanzar el sorprendente climax.

“A las sombras de Zerura” de Esther López Vera. Buena historia de ciencia-ficción la de Esther. Sin más. Es decir, es entretenida, poderosa, atrayente y se lee rápido debido a la trepidante acción. El recurso de varias narradoras funciona y ayuda mucho a avanzar rápido en la lectura. Me lo pasé bien con “A las sombras de Zerura”. No lo consideró el mejor de los relatos que integran “Al atardecer en Samhain”, pero no desentona para nada.

“Nomeolvides” de Julia A. Gaspar. Una historia de amor predestinada por los poderes que se despiertan en la noche de Samhain. La romántica no es un género que me entusiasme demasiado, pero este relato resulta adictivo. Como con el anterior, me parece que está muy bien hilado. Y la historia tiene sus momentos de ternura y su parte paranormal. Destacar que la autora describe excepcionalmente todo el ambiente y los lugares, me parecía estar en la mismísima Londres. No está nada, nada mal.

“Aquí yacen sus corazones” de María Acebes y Sandra Sanz. Hermoso cuento. Casi una fábula de apariciones, tierna y emocionante. No tengo mucho más que añadir. Me ha gustado mucho esta historia (que la romántica no sea mi género predilecto no significa que no pueda disfrutar como el que más con ella). Las partes del diario han sido mis favoritas.

“El asesino fantasma” de Montse Martín. ¿Puede ser este mi relato favorito de “Al atardecer en Samhain”? No creo que puedo afirmarlo con total rotundidad, pero con “Hambre” y “El son de las campanas” diría que son los que más me han gustado. Un asesinato en una mansión en una fiesta, detectives/invitadas que investigan el caso con giro inesperado al final que te deja con los ojos como platos. ¿Lo qué me falla? El título. Lo siento, pero no me gusta nada. Vende demasiado.

“Las brujas buenas no existen” de Sheila Carnero. Para cerrar la antología, regresamos a una historia de brujas. Muy buena en mi opinión. Me encantó. Lo que la autora cuenta, lo que deja para que el lector se imagine. Las atmósferas del pueblo, el carácter de la protagonista. Todo ello salpimentado con pactos terribles y el poder que tiene el individuo para ser el que decida su propio camino. (Por cierto, Sheila acaba de publicar con Roomie una novela llamada “Bajo esquirlas de hielo”, por si os interesa echarle un vistazo os dejamos el enlace aquí).

Pues ya estaría. Cerraré esta reseña diciendo que me he apuntado todos los nombres de las autoras para estar atento a sus avances en este mundo porque con “Al atardecer en Samhain” he descubierto carreras que quiero seguir.

Felicidades a Roomie por la maquetación y el libro. Y la cubierta de Carmen Ocaña una maravilla.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.


A %d blogueros les gusta esto: